En la España de 1958 hay un lugar al que todo el mundo desearía ir de compras una vez en la vida: Galerías Velvet. Entre sus paredes se encuentran los trajes más elegantes, sofisticados y caros del momento, pero sobre todo se esconde una de las más maravillosas historias de amor que se haya contado jamás. Entre telas y vestidos de alta costura que evocan una vida de ensueño, se rompen las normas de la época para vivir un amor más allá de la historia.

Compartir